Recientes
Publicaciones

Últimas Actividades

Array ( [0] => Array ( [tipo] => blog [portfolio] => 211467 [blog] => WP_Post Object ( [ID] => 213421 [post_author] => 9 [post_date] => 2016-08-25 16:05:55 [post_date_gmt] => 2016-08-25 21:05:55 [post_content] =>

Los jóvenes son el futuro del país. Algunos de ellos estudian, otros solo trabajan, un buen grupo ni trabaja ni estudia y otro estudia y trabaja a la vez. Muchas personas en edad escolar o académica se insertan en el mercado laboral motivadas por factores personales, familiares, entre otros; este grupo son los llamados “SíSí”, es decir, jóvenes que Sí trabajan y Sí estudian, todo lo contrario a los jóvenes que ni trabajan ni estudian denominados “NíNí”. 

Un reciente estudio del banco mundial revela que las cifras de los “NíNí” en la región son motivo de preocupación: 20 millones de jóvenes de entre 15 y 24 años no estudian ni trabajan; sin embargo, Perú tiene uno de los más bajos porcentajes, lo cual no deja de ser un tema de especial interés. Datos de la Encuesta Nacional de Hogares (ENAHO) del 2015 indican que 1.3 millones de peruanos entre 15 y 24 años no estudian ni trabajan, de los cuales el 86% son “NíNíNí”; ni estudian, ni trabajan ni desean hacerlo, es decir, jóvenes desmotivados que carecen de oportunidades de mercado y que constituyen una importante masa laboral futura propensa a la delincuencia y a la inseguridad social. Lo preocupante en este segmento es que van en aumento al pasar de 16,5% en el 2010 a 19,3% en el 2015, lo cual puede traer consecuencias negativas en la productividad y el crecimiento económico de largo plazo.

Complicada situación de los SíSí en el mercado laboral

Si bien es pertinente monitorear el comportamiento y la evolución de los “NíNí”, también lo es para los jóvenes que Sí trabajan y Sí estudian. Para la Organización Internacional del Trabajo (OIT) es positivo el trabajo que realiza un joven, pues contribuye a la acumulación de experiencia y al bienestar de su familia, siempre y cuando no merme su salud y desarrollo personal. Si bien es deseable que un joven a temprana edad se dedique exclusivamente a estudiar, en la práctica muchos de ellos trabajan y estudian a la vez, lo cual no siempre es malo, puede tener efectos positivos cuando el trabajo es estable por un lapso de 20 horas semanales (Mortimer, 2010).

Recientemente el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) ha destacado la importancia de estudiar a los “SíSí” que representan una importante proporción de la fuerza laboral. Destacan a Perú como uno de los países con mayor proporción de “SíSí” en la región Latinoamericana. Pero, ¿Qué tanto sabemos de los jóvenes “SíSí”? ¿Vale la pena ser un “SíSí”? ¿En dónde están? ¿Qué hacen? ¿Tienen adecuadas condiciones laborales? ¿Cuáles son las perspectivas del futuro?

Datos de la ENAHO del 2015 revelan que en Perú existen 763 mil jóvenes entre 15 y 24 años que Sí trabajan y Sí estudian, de los cuales el 54,0% son hombres y el 46,0% son mujeres. Uno de cada dos “SíSí” tiene estudios secundarios, en mayoría provienen del área urbana y son solteros sin responsabilidades conyugales o carga familiar.

  • Se ocupan en actividades de baja productividad. Los “SíSí” se desempeñan, principalmente, en la agricultura y ganadería (25,6%), servicios no personales (24,4%) y comercio (20,9%), como agricultores, vendedores al por menor, empleados de oficina, artesanos y operarios.
  • Laboran en microempresas o para un familiar sin remuneración a cambio. Casi la tercera parte (32,3%) trabaja en pequeñas unidades productivas de 2 a 10 trabajadores y el 31,3% lo hace para un familiar sin recibir remuneración alguna. El sector público absorbe apenas al 2,7% y el resto se desempeña como independientes o en la mediana y gran empresa.
  • Perciben ingresos insuficientes. El 45,1% de los trabajadores “SíSí” gana por debajo de un sueldo mínimo (S/. 750 en el 2015), 31,6% no tiene ingresos pues labora para un familiar sin recibir una compensación monetaria y solo el 23,4% percibe ingresos por encima del ingreso mínimo vital. 
  • Tienen empleos de baja calidad. El 90,3% de los “SíSí” es informal con contratos de trabajo casi inexistentes: el 78,7% no tiene ningún contrato laboral formal y solo el 21,3% tiene algún contrato que mayoritariamente es a plazo fijo o en formación laboral juvenil.
  • Carecen de acceso a los servicios básicos de seguridad social. El 47,0% de los “SíSí” cuenta con un seguro de salud; sin embargo, un 32,2% no está afiliado a ningún seguro de salud. Peor es la situación en el tema previsional: el 86,6% no está afiliado a un sistema de pensiones.

En general, los “SíSí” en el mercado laboral peruano poseen empleos de mala calidad caracterizados por una baja cobertura en el acceso a los servicios de salud y pensiones con remuneraciones por debajo de un salario mínimo que van asociados a la existencia de una gran proporción de jóvenes con empleos informales en donde la mayoría labora sin contratos laborales.

Una posible explicación es que muchos “SíSí” carecen de habilidades necesarias para encontrar un empleo en el sector formal, por lo que en la mayoría de casos se refugian en puestos de trabajo temporales e inestables en el sector informal. A ello se suma la falta de experiencia laboral y la creciente brecha entre lo aprendido y lo que demandan las empresas. Frente a esta situación ¿Qué hacer?, no solo se requiere dotar de mayores incentivos, formación de habilidades (técnicas y blandas) adecuadas y generar oportunidades de mercado, sino también de mejorar las condiciones y la calidad de sus actuales puestos de trabajo para aprovechar mejor sus posibilidades de desarrollo económico y reducir la pobreza y la desigualdad.

Mayor participación laboral de los jóvenes en el futuro

Las perspectivas para los próximos años (hasta el 2050) revelan una tendencia creciente de la tasa de actividad de los jóvenes peruanos, es decir, un mayor porcentaje de jóvenes conformarían la oferta laboral en los siguientes treinta años. Estimaciones de la CEPAL revelan que la actividad de los jóvenes de 15 a 24 años pasaría de 57,0% en el 2010 a 63,2% en el 2050 y seria incluso muy superior a la participación de los adultos de 30 y más años de edad. 

Si en el presente no se implementan políticas adecuadas para revertir esta situación, se correría el riesgo de no aprovechar la oportunidad del bono demográfico. Por tal razón, impera la necesidad de una transformación en la relación educación-empleo que permita incrementar las oportunidades para los jóvenes basadas en un modelo de aprendizaje adecuado a las exigencias del mercado. El trabajo del futuro es cambiante y se requiere constantemente de una revisión y actualización de contenidos para mantenerse empleable en un mundo cada vez más competitivo.

Descarga el estudio de Los “NiNis” y los “SiSis”: una generación en riesgo

[post_title] => Más de un millón de jóvenes desmotivados para estudiar y trabajar, por Julio Pérez [post_excerpt] => [post_status] => publish [comment_status] => closed [ping_status] => closed [post_password] => [post_name] => mas-de-un-millon-de-jovenes-desmotivados-para-estudiar-y-trabajar-por-julio-perez [to_ping] => [pinged] => [post_modified] => 2016-08-25 16:10:03 [post_modified_gmt] => 2016-08-25 21:10:03 [post_content_filtered] => [post_parent] => 0 [guid] => https://www.ceplan.gob.pe/?post_type=articulos&p=213421 [menu_order] => 0 [post_type] => articulos [post_mime_type] => [comment_count] => 0 [filter] => raw ) [articulo] => WP_Post Object ( [ID] => 217622 [post_author] => 6 [post_date] => 2018-02-08 17:43:47 [post_date_gmt] => 2018-02-08 22:43:47 [post_content] => Continuando con el proceso de diálogo y concertación de la imagen del Perú al 2030, el Director Nacional de Prospectiva y Estudios Estratégicos del Ceplan, Jordy Vilchez Astucuri, participó esta mañana del panel “Parlamento: Gobernabilidad, Ley y Agenda 2030”, organizado por la Segunda Vicepresidencia del Congreso de la República. La reunión que también contó con la participación del subjefe del INEI, Aníbal Sanchez y del representante Adjunto del PNUD en el Perú, Edo Stork, tuvo como objetivo informar sobre las actividades que viene realizando el Poder Ejecutivo en la difusión e integración de los Objetivos de Desarrollo Sostenible a la Visión de país al 2030. El funcionario del Ceplan, Vilchez Astucuri, realizó una presentación del Informe Nacional Voluntario y del Plan Estratégico de Desarrollo Nacional, así como su transversalización con las políticas públicas. En ese sentido, reconoció que se ha solicitado la participación de los partidos políticos en el proceso de diálogo social para la construcción de la Propuesta de imagen de futuro del país al 2030. Asimismo, informó acerca del proceso participativo para la construcción de la visión concertada de futuro de país al 2030, detallando la propuesta de la imagen, y los indicadores alineados a las metas de los ODS. Así como, el ciclo del planeamiento estratégico para la mejora continua. El Ceplan anunció también, que la sociedad civil participa activamente en el proceso de implementación de la Agenda 2030 a través de espacios de diálogo, como el Foro del Acuerdo Nacional y la Mesa de Concertación y Lucha contra la Pobreza – MCLCP (mesas a nivel nacional), así como aprovechando los distintos espacios interactivos y digitales. De otro lado, se recordó que el Ceplan cuenta con un aplicativo de consulta que muestra los planes estratégicos de las instituciones y los avances presupuestales de los mismos desde un enfoque territorial. La inauguración del panel estuvo a cargo del Oficial Mayor del Congreso de la República, Jose Cevasco, quien se refirió a los retos que afronta el Parlamento para canalizar las demandas ciudadanas sin generar inestabilidad. Además señaló que existe una iniciativa del Congreso para promover la incorporación de la Agenda 2030 en la práctica legislativa. Asimismo,  se conoció que el Ceplan viene coordinando con la Secretaría Nacional de la Juventud (SENAJU), el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF) y el Ministerio de Educación para promover la propuesta de imagen de futuro al 2030 en el sector más joven la población De esta forma PNUD, CEPLAN y demás instituciones involucradas continúan desarrollando actividades de implementación de la Agenda 2030 en las políticas y planes del Estado.   [post_title] => Ceplan participa en panel "Parlamento: Gobernabilidad, Ley y Agenda 2030" [post_excerpt] => [post_status] => publish [comment_status] => closed [ping_status] => closed [post_password] => [post_name] => ceplan-participa-en-panel-parlamento-gobernabilidad-ley-y-agenda-2030 [to_ping] => [pinged] => [post_modified] => 2018-02-09 17:50:56 [post_modified_gmt] => 2018-02-09 22:50:56 [post_content_filtered] => [post_parent] => 0 [guid] => https://www.ceplan.gob.pe/?post_type=blog&p=217622 [menu_order] => 0 [post_type] => blog [post_mime_type] => [comment_count] => 0 [filter] => raw ) ) [1] => Array ( [tipo] => blog [portfolio] => 106174 [blog] => WP_Post Object ( [ID] => 213421 [post_author] => 9 [post_date] => 2016-08-25 16:05:55 [post_date_gmt] => 2016-08-25 21:05:55 [post_content] =>

Los jóvenes son el futuro del país. Algunos de ellos estudian, otros solo trabajan, un buen grupo ni trabaja ni estudia y otro estudia y trabaja a la vez. Muchas personas en edad escolar o académica se insertan en el mercado laboral motivadas por factores personales, familiares, entre otros; este grupo son los llamados “SíSí”, es decir, jóvenes que Sí trabajan y Sí estudian, todo lo contrario a los jóvenes que ni trabajan ni estudian denominados “NíNí”. 

Un reciente estudio del banco mundial revela que las cifras de los “NíNí” en la región son motivo de preocupación: 20 millones de jóvenes de entre 15 y 24 años no estudian ni trabajan; sin embargo, Perú tiene uno de los más bajos porcentajes, lo cual no deja de ser un tema de especial interés. Datos de la Encuesta Nacional de Hogares (ENAHO) del 2015 indican que 1.3 millones de peruanos entre 15 y 24 años no estudian ni trabajan, de los cuales el 86% son “NíNíNí”; ni estudian, ni trabajan ni desean hacerlo, es decir, jóvenes desmotivados que carecen de oportunidades de mercado y que constituyen una importante masa laboral futura propensa a la delincuencia y a la inseguridad social. Lo preocupante en este segmento es que van en aumento al pasar de 16,5% en el 2010 a 19,3% en el 2015, lo cual puede traer consecuencias negativas en la productividad y el crecimiento económico de largo plazo.

Complicada situación de los SíSí en el mercado laboral

Si bien es pertinente monitorear el comportamiento y la evolución de los “NíNí”, también lo es para los jóvenes que Sí trabajan y Sí estudian. Para la Organización Internacional del Trabajo (OIT) es positivo el trabajo que realiza un joven, pues contribuye a la acumulación de experiencia y al bienestar de su familia, siempre y cuando no merme su salud y desarrollo personal. Si bien es deseable que un joven a temprana edad se dedique exclusivamente a estudiar, en la práctica muchos de ellos trabajan y estudian a la vez, lo cual no siempre es malo, puede tener efectos positivos cuando el trabajo es estable por un lapso de 20 horas semanales (Mortimer, 2010).

Recientemente el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) ha destacado la importancia de estudiar a los “SíSí” que representan una importante proporción de la fuerza laboral. Destacan a Perú como uno de los países con mayor proporción de “SíSí” en la región Latinoamericana. Pero, ¿Qué tanto sabemos de los jóvenes “SíSí”? ¿Vale la pena ser un “SíSí”? ¿En dónde están? ¿Qué hacen? ¿Tienen adecuadas condiciones laborales? ¿Cuáles son las perspectivas del futuro?

Datos de la ENAHO del 2015 revelan que en Perú existen 763 mil jóvenes entre 15 y 24 años que Sí trabajan y Sí estudian, de los cuales el 54,0% son hombres y el 46,0% son mujeres. Uno de cada dos “SíSí” tiene estudios secundarios, en mayoría provienen del área urbana y son solteros sin responsabilidades conyugales o carga familiar.

  • Se ocupan en actividades de baja productividad. Los “SíSí” se desempeñan, principalmente, en la agricultura y ganadería (25,6%), servicios no personales (24,4%) y comercio (20,9%), como agricultores, vendedores al por menor, empleados de oficina, artesanos y operarios.
  • Laboran en microempresas o para un familiar sin remuneración a cambio. Casi la tercera parte (32,3%) trabaja en pequeñas unidades productivas de 2 a 10 trabajadores y el 31,3% lo hace para un familiar sin recibir remuneración alguna. El sector público absorbe apenas al 2,7% y el resto se desempeña como independientes o en la mediana y gran empresa.
  • Perciben ingresos insuficientes. El 45,1% de los trabajadores “SíSí” gana por debajo de un sueldo mínimo (S/. 750 en el 2015), 31,6% no tiene ingresos pues labora para un familiar sin recibir una compensación monetaria y solo el 23,4% percibe ingresos por encima del ingreso mínimo vital. 
  • Tienen empleos de baja calidad. El 90,3% de los “SíSí” es informal con contratos de trabajo casi inexistentes: el 78,7% no tiene ningún contrato laboral formal y solo el 21,3% tiene algún contrato que mayoritariamente es a plazo fijo o en formación laboral juvenil.
  • Carecen de acceso a los servicios básicos de seguridad social. El 47,0% de los “SíSí” cuenta con un seguro de salud; sin embargo, un 32,2% no está afiliado a ningún seguro de salud. Peor es la situación en el tema previsional: el 86,6% no está afiliado a un sistema de pensiones.

En general, los “SíSí” en el mercado laboral peruano poseen empleos de mala calidad caracterizados por una baja cobertura en el acceso a los servicios de salud y pensiones con remuneraciones por debajo de un salario mínimo que van asociados a la existencia de una gran proporción de jóvenes con empleos informales en donde la mayoría labora sin contratos laborales.

Una posible explicación es que muchos “SíSí” carecen de habilidades necesarias para encontrar un empleo en el sector formal, por lo que en la mayoría de casos se refugian en puestos de trabajo temporales e inestables en el sector informal. A ello se suma la falta de experiencia laboral y la creciente brecha entre lo aprendido y lo que demandan las empresas. Frente a esta situación ¿Qué hacer?, no solo se requiere dotar de mayores incentivos, formación de habilidades (técnicas y blandas) adecuadas y generar oportunidades de mercado, sino también de mejorar las condiciones y la calidad de sus actuales puestos de trabajo para aprovechar mejor sus posibilidades de desarrollo económico y reducir la pobreza y la desigualdad.

Mayor participación laboral de los jóvenes en el futuro

Las perspectivas para los próximos años (hasta el 2050) revelan una tendencia creciente de la tasa de actividad de los jóvenes peruanos, es decir, un mayor porcentaje de jóvenes conformarían la oferta laboral en los siguientes treinta años. Estimaciones de la CEPAL revelan que la actividad de los jóvenes de 15 a 24 años pasaría de 57,0% en el 2010 a 63,2% en el 2050 y seria incluso muy superior a la participación de los adultos de 30 y más años de edad. 

Si en el presente no se implementan políticas adecuadas para revertir esta situación, se correría el riesgo de no aprovechar la oportunidad del bono demográfico. Por tal razón, impera la necesidad de una transformación en la relación educación-empleo que permita incrementar las oportunidades para los jóvenes basadas en un modelo de aprendizaje adecuado a las exigencias del mercado. El trabajo del futuro es cambiante y se requiere constantemente de una revisión y actualización de contenidos para mantenerse empleable en un mundo cada vez más competitivo.

Descarga el estudio de Los “NiNis” y los “SiSis”: una generación en riesgo

[post_title] => Más de un millón de jóvenes desmotivados para estudiar y trabajar, por Julio Pérez [post_excerpt] => [post_status] => publish [comment_status] => closed [ping_status] => closed [post_password] => [post_name] => mas-de-un-millon-de-jovenes-desmotivados-para-estudiar-y-trabajar-por-julio-perez [to_ping] => [pinged] => [post_modified] => 2016-08-25 16:10:03 [post_modified_gmt] => 2016-08-25 21:10:03 [post_content_filtered] => [post_parent] => 0 [guid] => https://www.ceplan.gob.pe/?post_type=articulos&p=213421 [menu_order] => 0 [post_type] => articulos [post_mime_type] => [comment_count] => 0 [filter] => raw ) [articulo] => WP_Post Object ( [ID] => 217499 [post_author] => 6 [post_date] => 2018-01-26 18:21:33 [post_date_gmt] => 2018-01-26 23:21:33 [post_content] => Comprometidos con la mejora del proceso de planeamiento en las instituciones de los tres niveles de Gobierno, el Centro Nacional de Planeamiento Estratégico organizó el taller sobre Plan Operativo Institucional (POI), evento dirigido a funcionarios y servidores públicos de las oficinas de planeamiento y presupuesto de los Sectores, Organismos Constitucionalmente Autónomos,  Municipalidades Distritales de Lima Metropolitana y Callao; y universidades. El objetivo fue la mejora constante del proceso de planeamiento en el Perú, a fin que sirva como herramienta para la toma de decisiones y establecimiento de las prioridades, enfocado en la prestación de servicios y la simplificación de procesos para lograr una mayor eficiencia en beneficio de la población, tomando al ciudadano como centro de recepción de servicios. En ese sentido, los temas abordados en la sesión fueron en relación al uso del aplicativo para: La Consistencia del POI con el Presupuesto Institucional de Apertura (PIA) 2018, el seguimiento del POI 2018, y, la elaboración del POI 2019. El taller se desarrolló con éxito del 24 al 26 de enero y contó con la participación de más de 200 funcionarios y jefes de las Oficinas de Planeamiento y Presupuesto (OPP) de los pliegos correspondientes a la Presidencia del Consejo de Ministro (PCM) y los Ministerios (y organismos adscritos a los sectores): Educación, Salud, Ambiente, Agricultura, Vivienda, Construcción y Saneamiento, Cultura, Trabajo y Promoción del Empleo, Energía y Minas, Defensa, Justicia, Comercio Exterior y Turismo, Transportes y Comunicaciones, Producción, Mujer y Poblaciones Vulnerables, Desarrollo e Inclusión Social, Interior, Relaciones Exteriores, Economía y Finanzas. Así como del Poder Judicial, Contraloría General , Defensoría del Pueblo, Consejo Nacional de la Magistratura, Ministerio Público, Tribunal Constitucional, Fuero Militar Policial,  Congreso de la República, Jurado Nacional de Elecciones (JNE), Oficina Nacional de Procesos Electorales (ONPE), Registro Nacional de Identificación y Estado Civil (RENIEC), Municipalidades Distritales de Lima Metropolitana y Universidades Nacionales. La inauguración estuvo a cargo del Director Nacional de Coordinación y Planeamiento Estratégico y Director Ejecutivo (e) del Ceplan, Alvaro Velezmoro, y contó con la participación del representante de la Escuela Nacional de Administración Pública (ENAP), Mariano del Castillo. En su alocución, Velezmoro recomendó a los funcionarios el correcto uso de la plataforma para simplificar los procesos que implica una buena planificación en el marco de la política general de gobierno, las políticas de estado del Acuerdo Nacional, los Objetivos de Desarrollo Sostenible al 2030 y las recomendaciones de la OCDE. Acto seguido, el equipo técnico del ente rector de planeamiento explicó las novedades en el uso de la aplicación, absolvió consultas y desarrolló algunos casos prácticos con la finalidad de agilizar el uso del aplicativo CEPLAN V.01 para el registro de información del POI en el marco del Sistema de Información Integrado que administra el Ceplan. De acuerdo a lo que se dispone en la Guía para el Planeamiento Institucional tienen hasta el 31 de marzo para aprobar el POI 2019, de esta forma las capacitaciones adquieren gran importancia para que las entidades cumplan con las directrices establecidas en el marco normativo. De esta forma, el CEPLAN continuará brindando asistencia técnica a los equipos sectoriales y municipales para que puedan aplicar adecuadamente las mejoras en la elaboración de su PEI y POI. [post_title] => Talleres de consistencia POI-PIA y seguimiento para funcionarios y servidores públicos [post_excerpt] => [post_status] => publish [comment_status] => closed [ping_status] => closed [post_password] => [post_name] => talleres-de-consistencia-poi-pia-y-seguimiento-para-funcionarios-y-servidores-publicos [to_ping] => [pinged] => [post_modified] => 2018-01-26 18:21:33 [post_modified_gmt] => 2018-01-26 23:21:33 [post_content_filtered] => [post_parent] => 0 [guid] => https://www.ceplan.gob.pe/?post_type=blog&p=217499 [menu_order] => 0 [post_type] => blog [post_mime_type] => [comment_count] => 0 [filter] => raw ) ) [2] => Array ( [tipo] => blog [portfolio] => 105762 [blog] => WP_Post Object ( [ID] => 213421 [post_author] => 9 [post_date] => 2016-08-25 16:05:55 [post_date_gmt] => 2016-08-25 21:05:55 [post_content] =>

Los jóvenes son el futuro del país. Algunos de ellos estudian, otros solo trabajan, un buen grupo ni trabaja ni estudia y otro estudia y trabaja a la vez. Muchas personas en edad escolar o académica se insertan en el mercado laboral motivadas por factores personales, familiares, entre otros; este grupo son los llamados “SíSí”, es decir, jóvenes que Sí trabajan y Sí estudian, todo lo contrario a los jóvenes que ni trabajan ni estudian denominados “NíNí”. 

Un reciente estudio del banco mundial revela que las cifras de los “NíNí” en la región son motivo de preocupación: 20 millones de jóvenes de entre 15 y 24 años no estudian ni trabajan; sin embargo, Perú tiene uno de los más bajos porcentajes, lo cual no deja de ser un tema de especial interés. Datos de la Encuesta Nacional de Hogares (ENAHO) del 2015 indican que 1.3 millones de peruanos entre 15 y 24 años no estudian ni trabajan, de los cuales el 86% son “NíNíNí”; ni estudian, ni trabajan ni desean hacerlo, es decir, jóvenes desmotivados que carecen de oportunidades de mercado y que constituyen una importante masa laboral futura propensa a la delincuencia y a la inseguridad social. Lo preocupante en este segmento es que van en aumento al pasar de 16,5% en el 2010 a 19,3% en el 2015, lo cual puede traer consecuencias negativas en la productividad y el crecimiento económico de largo plazo.

Complicada situación de los SíSí en el mercado laboral

Si bien es pertinente monitorear el comportamiento y la evolución de los “NíNí”, también lo es para los jóvenes que Sí trabajan y Sí estudian. Para la Organización Internacional del Trabajo (OIT) es positivo el trabajo que realiza un joven, pues contribuye a la acumulación de experiencia y al bienestar de su familia, siempre y cuando no merme su salud y desarrollo personal. Si bien es deseable que un joven a temprana edad se dedique exclusivamente a estudiar, en la práctica muchos de ellos trabajan y estudian a la vez, lo cual no siempre es malo, puede tener efectos positivos cuando el trabajo es estable por un lapso de 20 horas semanales (Mortimer, 2010).

Recientemente el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) ha destacado la importancia de estudiar a los “SíSí” que representan una importante proporción de la fuerza laboral. Destacan a Perú como uno de los países con mayor proporción de “SíSí” en la región Latinoamericana. Pero, ¿Qué tanto sabemos de los jóvenes “SíSí”? ¿Vale la pena ser un “SíSí”? ¿En dónde están? ¿Qué hacen? ¿Tienen adecuadas condiciones laborales? ¿Cuáles son las perspectivas del futuro?

Datos de la ENAHO del 2015 revelan que en Perú existen 763 mil jóvenes entre 15 y 24 años que Sí trabajan y Sí estudian, de los cuales el 54,0% son hombres y el 46,0% son mujeres. Uno de cada dos “SíSí” tiene estudios secundarios, en mayoría provienen del área urbana y son solteros sin responsabilidades conyugales o carga familiar.

  • Se ocupan en actividades de baja productividad. Los “SíSí” se desempeñan, principalmente, en la agricultura y ganadería (25,6%), servicios no personales (24,4%) y comercio (20,9%), como agricultores, vendedores al por menor, empleados de oficina, artesanos y operarios.
  • Laboran en microempresas o para un familiar sin remuneración a cambio. Casi la tercera parte (32,3%) trabaja en pequeñas unidades productivas de 2 a 10 trabajadores y el 31,3% lo hace para un familiar sin recibir remuneración alguna. El sector público absorbe apenas al 2,7% y el resto se desempeña como independientes o en la mediana y gran empresa.
  • Perciben ingresos insuficientes. El 45,1% de los trabajadores “SíSí” gana por debajo de un sueldo mínimo (S/. 750 en el 2015), 31,6% no tiene ingresos pues labora para un familiar sin recibir una compensación monetaria y solo el 23,4% percibe ingresos por encima del ingreso mínimo vital. 
  • Tienen empleos de baja calidad. El 90,3% de los “SíSí” es informal con contratos de trabajo casi inexistentes: el 78,7% no tiene ningún contrato laboral formal y solo el 21,3% tiene algún contrato que mayoritariamente es a plazo fijo o en formación laboral juvenil.
  • Carecen de acceso a los servicios básicos de seguridad social. El 47,0% de los “SíSí” cuenta con un seguro de salud; sin embargo, un 32,2% no está afiliado a ningún seguro de salud. Peor es la situación en el tema previsional: el 86,6% no está afiliado a un sistema de pensiones.

En general, los “SíSí” en el mercado laboral peruano poseen empleos de mala calidad caracterizados por una baja cobertura en el acceso a los servicios de salud y pensiones con remuneraciones por debajo de un salario mínimo que van asociados a la existencia de una gran proporción de jóvenes con empleos informales en donde la mayoría labora sin contratos laborales.

Una posible explicación es que muchos “SíSí” carecen de habilidades necesarias para encontrar un empleo en el sector formal, por lo que en la mayoría de casos se refugian en puestos de trabajo temporales e inestables en el sector informal. A ello se suma la falta de experiencia laboral y la creciente brecha entre lo aprendido y lo que demandan las empresas. Frente a esta situación ¿Qué hacer?, no solo se requiere dotar de mayores incentivos, formación de habilidades (técnicas y blandas) adecuadas y generar oportunidades de mercado, sino también de mejorar las condiciones y la calidad de sus actuales puestos de trabajo para aprovechar mejor sus posibilidades de desarrollo económico y reducir la pobreza y la desigualdad.

Mayor participación laboral de los jóvenes en el futuro

Las perspectivas para los próximos años (hasta el 2050) revelan una tendencia creciente de la tasa de actividad de los jóvenes peruanos, es decir, un mayor porcentaje de jóvenes conformarían la oferta laboral en los siguientes treinta años. Estimaciones de la CEPAL revelan que la actividad de los jóvenes de 15 a 24 años pasaría de 57,0% en el 2010 a 63,2% en el 2050 y seria incluso muy superior a la participación de los adultos de 30 y más años de edad. 

Si en el presente no se implementan políticas adecuadas para revertir esta situación, se correría el riesgo de no aprovechar la oportunidad del bono demográfico. Por tal razón, impera la necesidad de una transformación en la relación educación-empleo que permita incrementar las oportunidades para los jóvenes basadas en un modelo de aprendizaje adecuado a las exigencias del mercado. El trabajo del futuro es cambiante y se requiere constantemente de una revisión y actualización de contenidos para mantenerse empleable en un mundo cada vez más competitivo.

Descarga el estudio de Los “NiNis” y los “SiSis”: una generación en riesgo

[post_title] => Más de un millón de jóvenes desmotivados para estudiar y trabajar, por Julio Pérez [post_excerpt] => [post_status] => publish [comment_status] => closed [ping_status] => closed [post_password] => [post_name] => mas-de-un-millon-de-jovenes-desmotivados-para-estudiar-y-trabajar-por-julio-perez [to_ping] => [pinged] => [post_modified] => 2016-08-25 16:10:03 [post_modified_gmt] => 2016-08-25 21:10:03 [post_content_filtered] => [post_parent] => 0 [guid] => https://www.ceplan.gob.pe/?post_type=articulos&p=213421 [menu_order] => 0 [post_type] => articulos [post_mime_type] => [comment_count] => 0 [filter] => raw ) [articulo] => WP_Post Object ( [ID] => 217272 [post_author] => 8 [post_date] => 2017-12-15 18:50:17 [post_date_gmt] => 2017-12-15 23:50:17 [post_content] => Más de 150  funcionarios y servidores públicos de las oficinas de planeamiento y presupuesto de todos los ministerios, Organismos Autónomos y Municipalidades Distritales de Lima Metropolitana, se reunieron los días 13, 14 y 15 de diciembre en el taller: “Proceso de Planeamiento Institucional y sus Modificaciones”, organizado por el Centro Nacional de Planeamiento Estratégico (Ceplan) con la finalidad de continuar en el proceso de capacitación de la Guía para el Planeamiento Institucional El objetivo del taller fue capacitar a los funcionarios públicos acerca de los alcances de la Guía para su aplicación en la elaboración de su Planes Estratégicos Institucionales (PEI) o Planes Operativos Institucionales (POI).  Así como dar a conocer el uso del aplicativo para la consistencia del POI con el Presupuesto Institucional de Apertura (PIA) 2018. Los principales temas abordados en cada sesión fueron:
  • Funciones de la Comisión de Planeamiento Estratégico
  • Circunstancias de modificación del POI
  • Evaluación de Planes Institucionales
  • Implementación del enfoque SAT en Municipalidades Provinciales
  • Incorporación de Indicadores del PEI
  • Validación del PEI para Pliegos del Poder Ejecutivo
  • Descripción de los elementos de una Actividad Operativa
  • Precisiones en la elaboración y aprobación del POI
  • Modificación de Anexos
Cabe resaltar que cada sesión tuvo una duración de 4 horas y contó con la exposición de apertura del presidente del Ceplan, Javier Abugattás Fatule. De esta forma, el CEPLAN transmite conocimientos y técnicas que permitirán a los equipos sectoriales y municipales aplicar adecuadamente los cambios en la elaboración de sus PEI y POI. Finalmente se informó que los residentes del Ceplan en las regiones realizarán estas sesiones de capacitación para los funcionarios y servidores públicos de su jurisdicción. [post_title] => Instituciones públicas reciben continua capacitación para elaboración de PEI y POI [post_excerpt] => [post_status] => publish [comment_status] => closed [ping_status] => closed [post_password] => [post_name] => instituciones-publicas-reciben-continua-capacitacion-para-elaboracion-de-pei-y-poi [to_ping] => [pinged] => [post_modified] => 2018-01-23 17:46:12 [post_modified_gmt] => 2018-01-23 22:46:12 [post_content_filtered] => [post_parent] => 0 [guid] => https://www.ceplan.gob.pe/?post_type=blog&p=217272 [menu_order] => 0 [post_type] => blog [post_mime_type] => [comment_count] => 0 [filter] => raw ) ) [3] => Array ( [tipo] => blog [portfolio] => 105804 [blog] => WP_Post Object ( [ID] => 213421 [post_author] => 9 [post_date] => 2016-08-25 16:05:55 [post_date_gmt] => 2016-08-25 21:05:55 [post_content] =>

Los jóvenes son el futuro del país. Algunos de ellos estudian, otros solo trabajan, un buen grupo ni trabaja ni estudia y otro estudia y trabaja a la vez. Muchas personas en edad escolar o académica se insertan en el mercado laboral motivadas por factores personales, familiares, entre otros; este grupo son los llamados “SíSí”, es decir, jóvenes que Sí trabajan y Sí estudian, todo lo contrario a los jóvenes que ni trabajan ni estudian denominados “NíNí”. 

Un reciente estudio del banco mundial revela que las cifras de los “NíNí” en la región son motivo de preocupación: 20 millones de jóvenes de entre 15 y 24 años no estudian ni trabajan; sin embargo, Perú tiene uno de los más bajos porcentajes, lo cual no deja de ser un tema de especial interés. Datos de la Encuesta Nacional de Hogares (ENAHO) del 2015 indican que 1.3 millones de peruanos entre 15 y 24 años no estudian ni trabajan, de los cuales el 86% son “NíNíNí”; ni estudian, ni trabajan ni desean hacerlo, es decir, jóvenes desmotivados que carecen de oportunidades de mercado y que constituyen una importante masa laboral futura propensa a la delincuencia y a la inseguridad social. Lo preocupante en este segmento es que van en aumento al pasar de 16,5% en el 2010 a 19,3% en el 2015, lo cual puede traer consecuencias negativas en la productividad y el crecimiento económico de largo plazo.

Complicada situación de los SíSí en el mercado laboral

Si bien es pertinente monitorear el comportamiento y la evolución de los “NíNí”, también lo es para los jóvenes que Sí trabajan y Sí estudian. Para la Organización Internacional del Trabajo (OIT) es positivo el trabajo que realiza un joven, pues contribuye a la acumulación de experiencia y al bienestar de su familia, siempre y cuando no merme su salud y desarrollo personal. Si bien es deseable que un joven a temprana edad se dedique exclusivamente a estudiar, en la práctica muchos de ellos trabajan y estudian a la vez, lo cual no siempre es malo, puede tener efectos positivos cuando el trabajo es estable por un lapso de 20 horas semanales (Mortimer, 2010).

Recientemente el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) ha destacado la importancia de estudiar a los “SíSí” que representan una importante proporción de la fuerza laboral. Destacan a Perú como uno de los países con mayor proporción de “SíSí” en la región Latinoamericana. Pero, ¿Qué tanto sabemos de los jóvenes “SíSí”? ¿Vale la pena ser un “SíSí”? ¿En dónde están? ¿Qué hacen? ¿Tienen adecuadas condiciones laborales? ¿Cuáles son las perspectivas del futuro?

Datos de la ENAHO del 2015 revelan que en Perú existen 763 mil jóvenes entre 15 y 24 años que Sí trabajan y Sí estudian, de los cuales el 54,0% son hombres y el 46,0% son mujeres. Uno de cada dos “SíSí” tiene estudios secundarios, en mayoría provienen del área urbana y son solteros sin responsabilidades conyugales o carga familiar.

  • Se ocupan en actividades de baja productividad. Los “SíSí” se desempeñan, principalmente, en la agricultura y ganadería (25,6%), servicios no personales (24,4%) y comercio (20,9%), como agricultores, vendedores al por menor, empleados de oficina, artesanos y operarios.
  • Laboran en microempresas o para un familiar sin remuneración a cambio. Casi la tercera parte (32,3%) trabaja en pequeñas unidades productivas de 2 a 10 trabajadores y el 31,3% lo hace para un familiar sin recibir remuneración alguna. El sector público absorbe apenas al 2,7% y el resto se desempeña como independientes o en la mediana y gran empresa.
  • Perciben ingresos insuficientes. El 45,1% de los trabajadores “SíSí” gana por debajo de un sueldo mínimo (S/. 750 en el 2015), 31,6% no tiene ingresos pues labora para un familiar sin recibir una compensación monetaria y solo el 23,4% percibe ingresos por encima del ingreso mínimo vital. 
  • Tienen empleos de baja calidad. El 90,3% de los “SíSí” es informal con contratos de trabajo casi inexistentes: el 78,7% no tiene ningún contrato laboral formal y solo el 21,3% tiene algún contrato que mayoritariamente es a plazo fijo o en formación laboral juvenil.
  • Carecen de acceso a los servicios básicos de seguridad social. El 47,0% de los “SíSí” cuenta con un seguro de salud; sin embargo, un 32,2% no está afiliado a ningún seguro de salud. Peor es la situación en el tema previsional: el 86,6% no está afiliado a un sistema de pensiones.

En general, los “SíSí” en el mercado laboral peruano poseen empleos de mala calidad caracterizados por una baja cobertura en el acceso a los servicios de salud y pensiones con remuneraciones por debajo de un salario mínimo que van asociados a la existencia de una gran proporción de jóvenes con empleos informales en donde la mayoría labora sin contratos laborales.

Una posible explicación es que muchos “SíSí” carecen de habilidades necesarias para encontrar un empleo en el sector formal, por lo que en la mayoría de casos se refugian en puestos de trabajo temporales e inestables en el sector informal. A ello se suma la falta de experiencia laboral y la creciente brecha entre lo aprendido y lo que demandan las empresas. Frente a esta situación ¿Qué hacer?, no solo se requiere dotar de mayores incentivos, formación de habilidades (técnicas y blandas) adecuadas y generar oportunidades de mercado, sino también de mejorar las condiciones y la calidad de sus actuales puestos de trabajo para aprovechar mejor sus posibilidades de desarrollo económico y reducir la pobreza y la desigualdad.

Mayor participación laboral de los jóvenes en el futuro

Las perspectivas para los próximos años (hasta el 2050) revelan una tendencia creciente de la tasa de actividad de los jóvenes peruanos, es decir, un mayor porcentaje de jóvenes conformarían la oferta laboral en los siguientes treinta años. Estimaciones de la CEPAL revelan que la actividad de los jóvenes de 15 a 24 años pasaría de 57,0% en el 2010 a 63,2% en el 2050 y seria incluso muy superior a la participación de los adultos de 30 y más años de edad. 

Si en el presente no se implementan políticas adecuadas para revertir esta situación, se correría el riesgo de no aprovechar la oportunidad del bono demográfico. Por tal razón, impera la necesidad de una transformación en la relación educación-empleo que permita incrementar las oportunidades para los jóvenes basadas en un modelo de aprendizaje adecuado a las exigencias del mercado. El trabajo del futuro es cambiante y se requiere constantemente de una revisión y actualización de contenidos para mantenerse empleable en un mundo cada vez más competitivo.

Descarga el estudio de Los “NiNis” y los “SiSis”: una generación en riesgo

[post_title] => Más de un millón de jóvenes desmotivados para estudiar y trabajar, por Julio Pérez [post_excerpt] => [post_status] => publish [comment_status] => closed [ping_status] => closed [post_password] => [post_name] => mas-de-un-millon-de-jovenes-desmotivados-para-estudiar-y-trabajar-por-julio-perez [to_ping] => [pinged] => [post_modified] => 2016-08-25 16:10:03 [post_modified_gmt] => 2016-08-25 21:10:03 [post_content_filtered] => [post_parent] => 0 [guid] => https://www.ceplan.gob.pe/?post_type=articulos&p=213421 [menu_order] => 0 [post_type] => articulos [post_mime_type] => [comment_count] => 0 [filter] => raw ) [articulo] => WP_Post Object ( [ID] => 217114 [post_author] => 6 [post_date] => 2017-12-01 20:56:57 [post_date_gmt] => 2017-12-02 01:56:57 [post_content] =>

“Para el 2020 deberíamos tener formas muy claras de mejorar continuamente las políticas y los planes para beneficio de los ciudadanos”, indicó el presidente del Centro Nacional de Planeamiento Estratégico (Ceplan), Javier Abugattás Fatule tras su ponencia en la jornada inaugural de la 55º edición de la Conferencia Anual de Ejecutivos (CADE) 2017.

En su intervención en el principal foro empresarial del país, el titular del Ceplan recalcó “si tenemos eso posteriormente en el 2030 lograremos mejoras cada vez más rápidas y continuas para que en todo el país se sienta una mejora de la acción del Estado”. Asimismo, indicó que con miras al Bicentenario de la República se deben actualizar las políticas de Estado para que sean más útiles al ciudadano y en ese sentido, afirmó que resulta necesaria tener concertada la visión de futuro, que en este momento está en consulta en todo el país.

Estas políticas deben expresarse en planes de múltiple nivel: nacional, sectorial y territorial. De esta forma se podrán saber dos puntos importantes: cómo determinar la calidad de servicio que se le brindará al ciudadano y, por otro lado, cómo identificar la brecha de lo que se brinda, con lo que se debería de dar.  “Si tenemos eso posteriormente en el 2030 lograremos mejoras cada vez más rápidas y continúas para que en todo el país se sienta una mejora de la acción del Estado”, declaró.

En tal sentido, el Ceplan ha proyectado que en el 2018 las 196 municipalidades provinciales tendrán elaborados sus planes operativos para construir la visión concertada de país. De ese modo, las municipalidades provinciales tendrán definidas sus acciones prioritarias y los costos necesarios para realizar esas acciones en colaboración con los gobiernos Nacional, regional y local.

“Los ministerios, los organismos constitucionales autónomos, los gobiernos subnacionales y sus entidades adscritas están avanzando en la actualización de sus políticas y planes, para una mejora continua”, refirió el titular del ente planificador.

El Ceplan sostiene que ese trabajo implica desarrollar alianzas entre diversos actores, establecer mecanismos de diálogo y cooperación, brindando asistencia técnica con retroalimentación permanente. Por ello, con el objetivo de mejorar el proceso de planificación del Estado, Abugattás informó que Ceplan viene trabajando en una reorganización con miras hacia el 2021 para facilitar el trabajo de gobernadores regionales y alcaldes provinciales.

Asimismo, el funcionario indicó que a las autoridades ministeriales que ingresan al Ejecutivo se les pide leer el informe nacional con miras al 2030 y su percepción de la misión y visión para ayudarlos a expresarlo en objetivos entendibles, que luego serán llevados a planes.

Cabe indicar que el presidente del Ceplan, Javier Abugattás, participó en el panel: “Siglo XXI: cómo ser ganadores”, que contó con la participación de la Consejera del Ceplan y presidenta del Concytec, Fabiola León Velarde; y el socio sénior y director gerente del Boston Consulting Group de Argentina, Jorge Becerra, quienes conversaron sobre la economía del futuro y herramientas digitales.

Presentación del Presidente del Ceplan en CADE 2017 (PDF)

[post_title] => Ceplan en Cade: Visión de futuro es necesaria para mejorar políticas de Estado [post_excerpt] => [post_status] => publish [comment_status] => closed [ping_status] => closed [post_password] => [post_name] => ceplan-en-cade-vision-de-futuro-es-necesaria-para-mejorar-politicas-de-estado [to_ping] => [pinged] => [post_modified] => 2018-01-15 11:58:42 [post_modified_gmt] => 2018-01-15 16:58:42 [post_content_filtered] => [post_parent] => 0 [guid] => https://www.ceplan.gob.pe/?post_type=blog&p=217114 [menu_order] => 0 [post_type] => blog [post_mime_type] => [comment_count] => 0 [filter] => raw ) ) [4] => Array ( [tipo] => blog [portfolio] => [blog] => WP_Post Object ( [ID] => 213421 [post_author] => 9 [post_date] => 2016-08-25 16:05:55 [post_date_gmt] => 2016-08-25 21:05:55 [post_content] =>

Los jóvenes son el futuro del país. Algunos de ellos estudian, otros solo trabajan, un buen grupo ni trabaja ni estudia y otro estudia y trabaja a la vez. Muchas personas en edad escolar o académica se insertan en el mercado laboral motivadas por factores personales, familiares, entre otros; este grupo son los llamados “SíSí”, es decir, jóvenes que Sí trabajan y Sí estudian, todo lo contrario a los jóvenes que ni trabajan ni estudian denominados “NíNí”. 

Un reciente estudio del banco mundial revela que las cifras de los “NíNí” en la región son motivo de preocupación: 20 millones de jóvenes de entre 15 y 24 años no estudian ni trabajan; sin embargo, Perú tiene uno de los más bajos porcentajes, lo cual no deja de ser un tema de especial interés. Datos de la Encuesta Nacional de Hogares (ENAHO) del 2015 indican que 1.3 millones de peruanos entre 15 y 24 años no estudian ni trabajan, de los cuales el 86% son “NíNíNí”; ni estudian, ni trabajan ni desean hacerlo, es decir, jóvenes desmotivados que carecen de oportunidades de mercado y que constituyen una importante masa laboral futura propensa a la delincuencia y a la inseguridad social. Lo preocupante en este segmento es que van en aumento al pasar de 16,5% en el 2010 a 19,3% en el 2015, lo cual puede traer consecuencias negativas en la productividad y el crecimiento económico de largo plazo.

Complicada situación de los SíSí en el mercado laboral

Si bien es pertinente monitorear el comportamiento y la evolución de los “NíNí”, también lo es para los jóvenes que Sí trabajan y Sí estudian. Para la Organización Internacional del Trabajo (OIT) es positivo el trabajo que realiza un joven, pues contribuye a la acumulación de experiencia y al bienestar de su familia, siempre y cuando no merme su salud y desarrollo personal. Si bien es deseable que un joven a temprana edad se dedique exclusivamente a estudiar, en la práctica muchos de ellos trabajan y estudian a la vez, lo cual no siempre es malo, puede tener efectos positivos cuando el trabajo es estable por un lapso de 20 horas semanales (Mortimer, 2010).

Recientemente el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) ha destacado la importancia de estudiar a los “SíSí” que representan una importante proporción de la fuerza laboral. Destacan a Perú como uno de los países con mayor proporción de “SíSí” en la región Latinoamericana. Pero, ¿Qué tanto sabemos de los jóvenes “SíSí”? ¿Vale la pena ser un “SíSí”? ¿En dónde están? ¿Qué hacen? ¿Tienen adecuadas condiciones laborales? ¿Cuáles son las perspectivas del futuro?

Datos de la ENAHO del 2015 revelan que en Perú existen 763 mil jóvenes entre 15 y 24 años que Sí trabajan y Sí estudian, de los cuales el 54,0% son hombres y el 46,0% son mujeres. Uno de cada dos “SíSí” tiene estudios secundarios, en mayoría provienen del área urbana y son solteros sin responsabilidades conyugales o carga familiar.

  • Se ocupan en actividades de baja productividad. Los “SíSí” se desempeñan, principalmente, en la agricultura y ganadería (25,6%), servicios no personales (24,4%) y comercio (20,9%), como agricultores, vendedores al por menor, empleados de oficina, artesanos y operarios.
  • Laboran en microempresas o para un familiar sin remuneración a cambio. Casi la tercera parte (32,3%) trabaja en pequeñas unidades productivas de 2 a 10 trabajadores y el 31,3% lo hace para un familiar sin recibir remuneración alguna. El sector público absorbe apenas al 2,7% y el resto se desempeña como independientes o en la mediana y gran empresa.
  • Perciben ingresos insuficientes. El 45,1% de los trabajadores “SíSí” gana por debajo de un sueldo mínimo (S/. 750 en el 2015), 31,6% no tiene ingresos pues labora para un familiar sin recibir una compensación monetaria y solo el 23,4% percibe ingresos por encima del ingreso mínimo vital. 
  • Tienen empleos de baja calidad. El 90,3% de los “SíSí” es informal con contratos de trabajo casi inexistentes: el 78,7% no tiene ningún contrato laboral formal y solo el 21,3% tiene algún contrato que mayoritariamente es a plazo fijo o en formación laboral juvenil.
  • Carecen de acceso a los servicios básicos de seguridad social. El 47,0% de los “SíSí” cuenta con un seguro de salud; sin embargo, un 32,2% no está afiliado a ningún seguro de salud. Peor es la situación en el tema previsional: el 86,6% no está afiliado a un sistema de pensiones.

En general, los “SíSí” en el mercado laboral peruano poseen empleos de mala calidad caracterizados por una baja cobertura en el acceso a los servicios de salud y pensiones con remuneraciones por debajo de un salario mínimo que van asociados a la existencia de una gran proporción de jóvenes con empleos informales en donde la mayoría labora sin contratos laborales.

Una posible explicación es que muchos “SíSí” carecen de habilidades necesarias para encontrar un empleo en el sector formal, por lo que en la mayoría de casos se refugian en puestos de trabajo temporales e inestables en el sector informal. A ello se suma la falta de experiencia laboral y la creciente brecha entre lo aprendido y lo que demandan las empresas. Frente a esta situación ¿Qué hacer?, no solo se requiere dotar de mayores incentivos, formación de habilidades (técnicas y blandas) adecuadas y generar oportunidades de mercado, sino también de mejorar las condiciones y la calidad de sus actuales puestos de trabajo para aprovechar mejor sus posibilidades de desarrollo económico y reducir la pobreza y la desigualdad.

Mayor participación laboral de los jóvenes en el futuro

Las perspectivas para los próximos años (hasta el 2050) revelan una tendencia creciente de la tasa de actividad de los jóvenes peruanos, es decir, un mayor porcentaje de jóvenes conformarían la oferta laboral en los siguientes treinta años. Estimaciones de la CEPAL revelan que la actividad de los jóvenes de 15 a 24 años pasaría de 57,0% en el 2010 a 63,2% en el 2050 y seria incluso muy superior a la participación de los adultos de 30 y más años de edad. 

Si en el presente no se implementan políticas adecuadas para revertir esta situación, se correría el riesgo de no aprovechar la oportunidad del bono demográfico. Por tal razón, impera la necesidad de una transformación en la relación educación-empleo que permita incrementar las oportunidades para los jóvenes basadas en un modelo de aprendizaje adecuado a las exigencias del mercado. El trabajo del futuro es cambiante y se requiere constantemente de una revisión y actualización de contenidos para mantenerse empleable en un mundo cada vez más competitivo.

Descarga el estudio de Los “NiNis” y los “SiSis”: una generación en riesgo

[post_title] => Más de un millón de jóvenes desmotivados para estudiar y trabajar, por Julio Pérez [post_excerpt] => [post_status] => publish [comment_status] => closed [ping_status] => closed [post_password] => [post_name] => mas-de-un-millon-de-jovenes-desmotivados-para-estudiar-y-trabajar-por-julio-perez [to_ping] => [pinged] => [post_modified] => 2016-08-25 16:10:03 [post_modified_gmt] => 2016-08-25 21:10:03 [post_content_filtered] => [post_parent] => 0 [guid] => https://www.ceplan.gob.pe/?post_type=articulos&p=213421 [menu_order] => 0 [post_type] => articulos [post_mime_type] => [comment_count] => 0 [filter] => raw ) [articulo] => WP_Post Object ( [ID] => 216907 [post_author] => 9 [post_date] => 2017-11-13 09:44:39 [post_date_gmt] => 2017-11-13 14:44:39 [post_content] =>

El Centro Nacional de Planeamiento Estratégico (Ceplan) continúa brindando asistencia técnica a los representantes de gobiernos locales; y en tal sentido realizó el taller de Transferencias Metodológicas para la formulación de los Planes de Desarrollo Local Concertado (PDLC) de las municipalidades de la cuenca del Pachitea (que comprende las regiones de Pasco y Huánuco).

El taller tuvo como principal objetivo fortalecer las capacidades en la aplicación y desarrollo del ciclo de Planeamiento Estratégico en los equipos técnicos de las municipalidades provinciales y distritales de la cuenca del Pachitea.

Durante el desarrollo del taller, se realizó la presentación de la Directiva para la Actualización del Plan Estratégico de Desarrollo Nacional N°001-2017-CEPLAN/PCD, la pre imagen de país al 2030 y el uso de aplicativo PEI - POI a cargo del presidente del Ceplan, Javier Abugattás, quien además se refirió al ciclo de planeamiento, como un proceso dinámico, donde es importante el conocimiento integral de la realidad para construir escenarios, formular políticas, planes y lograr resultados.

Abugattás Fatule resaltó también la importancia de incorporar estudios y diagnósticos de las tendencias mundiales, el crecimiento de la población, la fuerza laboral y el cambio climático, como aspectos a tener en cuenta en los procesos de planificación para los futuros escenarios de los próximos años.

En su exposición, el titular del Ceplan explicó la ejecución del modelo de gestión y aplicación del territorio, que busca la articulación de los tres niveles de gobierno (regional, provincial y distrital), la academia y otras entidades públicas en beneficio de la comunidad. 

En tal sentido, Abugattás espera que la experiencia de la cuenca del Pachitea sirva para demostrar la utilidad del modelo y mejorar la calidad de vida de la población.

Durante dos días de taller, el equipo técnico del Ceplan desarrolló algunos casos prácticos con la finalidad de explicar el funcionamiento de la aplicación que identifica las brechas existentes hasta el nivel distrital y el ciclo de planeamiento estratégico, con énfasis en la fase de conocimiento integral de la realidad.

Cabe destacar que el taller realizado en Lima en coordinación con el Ministerio de Cultura y el Servicio Natural de Áreas Naturales Protegidas (SERNANP), contó con la participación de los equipos técnicos encargados de la formulación de los Planes de Desarrollo Concertados (PDC) y Plan Estratégico Institucional (PEI) del Gobierno Regional de Pasco, Gobierno Regional de Huánuco, Gobierno Regional de Ucayali.

Además de la Municipalidad Provincial de Puerto Inca, Municipalidad Provincial de Oxapampa, Municipalidad Distrital de Villa Rica, Municipalidad Distrital de Puerto Bermúdez, Municipalidad Distrital de Pozuzo, Municipalidad Distrital de Palcazú, Municipalidad Distrital de Huancabamba, Municipalidad Distrital de Constitución, la Municipalidad Distrital de Chontabamba y de la Municipalidad Distrital de Megantoni.

De esta forma, el Ceplan continúa apoyando a los gobiernos locales en el desarrollo de capacidades para realizar procesos de planificación que beneficien a la población actual y a las futuras generaciones en la adecuada  toma de decisiones que garantice el desarrollo sostenible de su localidad.

 

[post_title] => Ceplan fortalece el planeamiento estratégico en la Cuenca del Pachitea [post_excerpt] => [post_status] => publish [comment_status] => closed [ping_status] => closed [post_password] => [post_name] => ceplan-fortalece-el-planeamiento-estrategico-en-la-cuenca-del-pachitea [to_ping] => [pinged] => [post_modified] => 2018-01-15 12:00:39 [post_modified_gmt] => 2018-01-15 17:00:39 [post_content_filtered] => [post_parent] => 0 [guid] => https://www.ceplan.gob.pe/?post_type=blog&p=216907 [menu_order] => 0 [post_type] => blog [post_mime_type] => [comment_count] => 0 [filter] => raw ) ) [5] => Array ( [tipo] => blog [portfolio] => [blog] => [articulo] => WP_Post Object ( [ID] => 216903 [post_author] => 6 [post_date] => 2017-11-07 18:04:19 [post_date_gmt] => 2017-11-07 23:04:19 [post_content] =>

El poder ejecutivo y las regiones deben seguir cumpliendo con los acuerdos logrados y trabajando juntos para encontrar soluciones directas ante problemas concretos de la población, es uno de los principales mensajes que dejó la presidenta del Consejo de Ministros, Mercedes Aráoz Fernández, en el 6to Gore Ejecutivo, que tuvo lugar el 6 y 7 de noviembre.

En ese sentido, Aráoz consideró que los ministerios, gobiernos regionales y locales deben comenzar a mirarse como socios para trabajar en temas como la lucha contra la anemia infantil, la reactivación económica, la infraestructura, capacidad productiva y la lucha contra la corrupción.

“Ambos grupos, seguimos soñando con que podemos cambiar la situación de nuestros ciudadanos, que podemos implementar una verdadera revolución social. Y esa revolución social se hace trabajando, identificando los problemas específicos que tienen nuestros ciudadanos”, recalcó la Premier.

Asimismo, Aráoz sostuvo que un punto más importante aún es la prevención de desastres. “Tenemos que comenzar a trabajar seriamente un plan integral de prevención de desastres que va más allá de lo que sucedió en el Niño Costero y por eso pretendemos tener facultades delegadas para la prevención de desastres, porque es uno de los temas donde podemos juntos articular y reducir riesgos”, precisó.

De otro lado, manifestó que se siente muy honrada de poder continuar la labor que inició su antecesor en los Gore Ejecutivo. “Podemos seguir trabajando en una relación abierta, cordial y sincera” con las autoridades regionales. Anotó que en esta relación “podemos realmente avanzar en una mejor ejecución no solo de los proyectos, sino de una mejor gestión que podemos tener conjunta, colaborativa”.

Acto seguido, el presidente de la Asamblea Nacional de Gobiernos Regionales (ANGR) y también gobernador regional de La Libertad,  Luis Valdez destacó la importancia que tienen estas reuniones de trabajo para los gobernadores regionales,  además recalcó que el Perú para cambiar su historia necesita y requiere descentralizar las competencias y los recursos.

Para Valdez se debe mirar y entender a los peruanos que están en todas las regiones del país y que no tienen un buen servicio educativo, y de salud, porque este sistema ya ha colapsado, por lo que se debe revertir esta situación.  “Por eso estamos impulsando una efectiva descentralización para tener las necesidades básicas”, señaló. 

“Por eso yo sí creo en este tipo de reuniones y mesas de trabajo, porque solo articulando los esfuerzos podemos llegar a cambiar esa nefasta situación”, enfatizó la autoridad regional.

Durante el primer día del sexto encuentro con las delegaciones regionales, el presidente del Centro Nacional de Planeamiento Estratégico (Ceplan), Javier Abugattás Fatule participó de reuniones con las autoridades regionales de Piura y Huancavelica, así como los representantes de la Municipalidad de Lima Metropolitana, con el fin de revisar sus procesos de mejora continua para lograr los objetivos y metas prioritarias en su región.

Al día siguiente, los representantes de la Mancomunidad Regional de los Andes conformada por los gobernadores de Ica, Apurímac, Ayacucho, Junín y Huancavelica, la ministra de Desarrollo e Inclusión Social (MIDIS), Fiorella Molinelli y el ministro de Salud,  Fernando D'Alessio y el titular del Ceplan, Javier Abugattás, tuvieron una reunión multilateral cuyos temas centrales fueron las medidas para afrontar la lucha contra la anemia y desnutrición crónica infantil (DCI).

 Finalmente, se conoció que en lo que va de los encuentros entre ministros de Estado y gobernadores regionales, se han establecido más de tres mil compromisos, logrando concretar el 79 por ciento de los mismos.

[post_title] => Ejecutivo y GOREs avanzan en beneficio de la población [post_excerpt] => [post_status] => publish [comment_status] => closed [ping_status] => closed [post_password] => [post_name] => ejecutivo-y-gores-avanzan-en-beneficio-de-la-poblacion [to_ping] => [pinged] => [post_modified] => 2018-01-16 16:02:59 [post_modified_gmt] => 2018-01-16 21:02:59 [post_content_filtered] => [post_parent] => 0 [guid] => https://www.ceplan.gob.pe/?post_type=blog&p=216903 [menu_order] => 0 [post_type] => blog [post_mime_type] => [comment_count] => 0 [filter] => raw ) ) )

Eventos

18

julio
Seminarios
Desarrollo y competitividad en el Perú....

15

julio
Foros del Futuro
XX Foro del futuro: “Sector energía en el...

21

marzo
Conferencias
Presentación Plataforma de apoyo a Sectores...

11

noviembre
Foros del Futuro
XIX Foro del Futuro: La Integración...

09

septiembre
Talleres
Insumos para los Planes de Gobierno. Hacia una...

03

septiembre
Seminarios
I Seminario de Planeamiento Estratégico con...

15

agosto
Conferencias
Perú puede convertirse en el hub de...

03

septiembre
Conferencias
Pre-publicación de los documentos de trabajo

03

septiembre
Foros del Futuro
XVIII Foro del Futuro: Los Trabajos del Futuro...

03

septiembre
Foros del Futuro
Descarga la publicación Perú: País OCDE...

03

septiembre
Conferencias
Logros del Ceplan en el 2014...

03

septiembre
Seminarios
Modelo International Futures (IFs):...

25

diciembre
Conferencias
Malla Curricular del Curso de Planeamiento...

03

septiembre
Foros del Futuro
XVII Foro del Futuro: La Mujer en el Desarrollo y

11

noviembre
Seminarios
“II Seminario Internacional de...

31

octubre
Seminarios
“El Futuro de las Relaciones...

05

noviembre
Seminarios
XXV Seminario Anual 2014 “Jóvenes Peruanos

31

octubre
Seminarios
XI Prospecta 2014: Seminario Internacional de

07

octubre
Seminarios
Presentación del Documento “El Perú en los

03

septiembre
Foros del Futuro
XVI Foro del Futuro: El Futuro del Mar Peruano...

15

febrero
Seminarios
I Seminario Internacional de Gestión...

03

septiembre
Foros del Futuro
XV Foro del Futuro: Inclusión Financiera...

05

agosto
Foros del Futuro
XIV Foro del Futuro: El Futuro de las Industrias

16

julio
Foros del Futuro
XIII Foro del Futuro: El Futuro del Turismo en el

07

abril
Foros del Futuro
XII Foro del Futuro: América Latina:...

15

noviembre
Foros del Futuro
Foro del Futuro X: Tercera Revolución...

07

noviembre
Foros del Futuro
Foro del Futuro IX: Ciudades Sostenibles...

Seminarios
El rol de Kiet en la industrialización coreana

29

agosto
Foros del Futuro
Foro del Futuro VIII “Riesgos y...

20

junio
Foros del Futuro
Foro del Futuro VII: “El Futuro de las...

Blog

Suscribete

Vídeos   >

Alcances y objetivos de la XV Conferenci

[Parte 2] XV Confere
Panel 1: Planificación multinivel del d

[Parte 3] XV Confere
Panel 2: Estrategias para incidir en la

[Parte 4] XV Confere
Panel 3: Fortalecimiento de las capacida

[Parte 5] XV Confere
Presentación de Javier Abugattás, pres

Perú: Exposición d
Entrevista al Presidente del Ceplan, Jav

Entrevista al presid
Entrevista en TVPERU al presidente del C

Entrevista al Presid
Ceplan y 13 ministerios integran el Grup

Ceplan integra Grupo
El Ceplan se presentó a la Comisión Es

Exposición de avanc
Javier Abugattás Fatule, Presidente del

Informe RPP sobre Li
Entrevita de Gestion.pe a Javier Abugatt

Ceplan e INEI fijan
Nota realizada por el portal Gestion.pe

"Perú al 2030 Cepla
Entrevista realizada en el programa Voz

Entrevista al Pdte.
Presidente del Ceplan, Javier Abugattás

Javier Abugattás, P
Martha Vicente, Coordinadora en Planeami

InterCLIMA 2016: com
Álvaro Velezmoro, Director Nacional de

InterCLIMA 2016: com
El distrito de Ccorca es uno de los ocho

David Quispe Orozco,
Javier Abugattás, Presidente del Ceplan

Inauguración Primer
El Presidente de la República del Perú

Presentación Oficia
Más información en nuestra página web

El 90,3% de los “S
This video is private.

Private video
Informe especial de RPP el 19 DIC 2016

Perú Busca ser un p
Informe especial de TvPerú Noticias 191

Perú redujo la pobr
Diseño optimizado para Google Chrome y Mozilla Firefox 47.0.1+